jueves

Diario de viaje

“In the works of twentieth century travel writers, especially ones like Graham Greene, V.S. Naipaul and Bruce Chatwin, social and psychological issues are more important that facts about places and events”. Casey Blankton, from “Narrating Self and Other: A Historical Overview

Jueves, 4 de marzo de 2010
Es la noche antes de nuestro vuelo a Nicaragua. Chad, Alissa, Katy y yo estamos en la casa de la familia de Katy, porque está muy cerca del aeropuerto y por eso es muy conveniente. Estoy muy emocionado por nuestro viaje y por toda la experiencia. Pasé todo el día hoy en la preparación de mi maleta. Espero que tenga ropa suficiente, pero el viaje sólo dura diez días...toda va a estar bien.
Nosotros llegamos a esta casa después de un viaje peligroso en el coche de Katy. Es aparente que ella no sabe cómo conducir y Chad y yo temíamos por nuestras vidas por los dos horas espantosos. Gracias a Dios, no había ningún accidente y los cuatro de nosotros ya estamos seguros en la casa. Pasábamos la noche jugando a los naipes y bebiendo un poquito. Creo que este viaje iba a ser muy divertido porque voy a estar con mi mejor amigo, Chad, quien es mi doble. También, estoy emocionado de pasar tanto tiempo con los otros compañeros de clase.
No sé exactamente que debo esperar de este viaje, porque nunca he visitado un país de América Latina. De hecho, el único país hispanohablante que he visitado es España, y yo sé que Nicaragua no es como Europa. Supongo que Nica va a ser peligroso (como dice la página de web sobre turismo) pero también un lugar bonito con una cultura e historia interesantes. Estoy emocionado de ver y aprender sobre este lugar nuevo. No puedo creer que nuestra clase tenga la oportunidad de viajar como parte de Capstone. Vamos a ser viajeros reales y escribir de la misma manera que Guillermo Henry Hudson y Ernesto Che Guevarra. Vamos a vivir lo que hemos leído en vez de sólo escribir un ensayo analítico y pasar todo el tiempo en clase y por eso estoy tan agradecido. Mil gracias Profe. Pues... es muy tarde y tenemos que viajar por la mañana.
Viernes, 5 de marzo, 2010
Me desperté a las ocho de la mañana y desayuné con mis tres compañeros de viaje. Uno desayuno rico de huevos, fruta y bagels. Después, vamos al aeropuerto para reunirnos con el resto de nuestra clase.
Somos los primeros en el Aeropuerto pero después de pocos momentos el resto del grupo llegó. Cada persona con una mirada de emoción al salir de nuestro estado frío e ir a un lugar exótico, un lugar de calor y sol. Porque, en nuestras mentes, Nicaragua era una vacación, un descanso breve del mundo real de la universidad y el trabajo y todo el estrés diario. Tenemos nuestras maletas llenas de ropa y cosas materiales que en Nica van a servir para mostrar que nosotros no pertenecemos a su mundo. ソCómo vamos a representar Grand Valley y los Estados Unidos en general? ソCómo voy a mirar a la gente indígena de Nicaragua? Aunque yo tengo conocimiento de la mirada colonial y todos los problemas le que acompañan, vivo en un gran imperio y no sé si voy a mirar a los nicaragüenses como 'otros' con un sentimiento de condescendencia, o, me puedo separar de mi instinto humano al preferir mi propia cultura y criticar todo lo que es diferente? Espero que, con todo lo que he leído y con todo lo que yo sé sobre el mundo, pueda mirar a la cultura y la gente de Nicaragua como algo diferente, peor, no, sólo diferente.
El vuelo pasó muy bien. No hubo ningún problema y todo fue bien hasta nuestra llegada. Estoy muy entusiasmado de estar en Nicaragua y empezar mi aventura. Voy al lugar para encontrar mi maleta. La idea de que mi maleta no está en este lugar nunca era una posibilidad en mi mente. Todos mis compañeros tienen sus maletas y estaba de pie, esperando mi maleta verde. Esperaba y esperaba, pero mi maleta no estaba.
Me entró el pánico y empecé a pensar en todas las consecuencias de un viaje sin mi maleta. “No tengo ropa.. no tengo mi cámara. ソQué voy a hacer? La compañía de vuelos ha perdido mi maleta y nunca va a encontrarla. ソEs este mi primer momento en Nicaragua? ?Este viaje va a ser horrible, quiero regresar a mi casa y olvidar toda esta experiencia!”
Después de mi pequeña crisis, Profesora Moret me ayudaba y nosotros hablábamos con un oficial de la línea aérea y él nos dijo “Déme su número de teléfono y cuando encontremos su maleta, lo llamaremos y puede obtener su maleta. Lo siento por todo el inconveniente”.
Sus palabras no me daban mucha confianza, pero ahora tengo que esperar y rezar a Dios que mi maleta no fue robada ni perdida para siempre.
Cenamos juntos en una restaurante cubano. La comida era riquísima. Yo comí cerdo asado con tostones y una verdura que se llama yuca. No he probado la yuca antes de hoy, pero es muy deliciosa y se parece a los papas pero un poquito más feculenta. Con mi cena, bebí un Cuba libre, que es ron y Coca y esto era delicioso también. Aunque mi equipaje todavía estaba perdido, la comida y toda la atmósfera de la noche me hizo sentir mejor. El aire era fresco y cálido y podía sentir la ansiedad y el entusiasmo que tenía todo el grupo. Este viaje va a cambiar nuestras miradas, perspectivas y en todo, nuestras vidas.
Sábado, 6 de marzo, 2010
Me desperté con el sol a las siete de la mañana. Era temprano, pero a mí no me importaba. Nicaragua no es para dormir, sino para explorar, experimentar y disfrutar. Chad y Pierce (mis compañeros de cuarto) y yo vamos al restaurante del hotel para desayunar. Era una comida deliciosa de huevos, arroz con frijoles y fruta. Eramos los primeros para desayunar y estábamos solos hasta que Profe llegó. “Hola chicos. ソCómo fue su noche? ?Todo está bien? ”. Nos preguntó la Profe con el cariño que sólo una madre tiene por sus hijos. Era obvio que ella nos cuidaba como si fueron sus hijos y este me hizo sentir seguro y cómodo. Después, ella nos sugirió que probemos el café.
El café aquí merece su propio párrafo para describir apropiadamente el sabor fuerte y rico que tiene. No necesitaba crema ni azúcar para beberlo, algo que no es el caso con el café de nuestro país. El café aquí es mejor que todo lo que he bebido en los Estados Unidos o en Starbucks, y yo sé que será gran parte de mi rutina diaria durante este viaje.
Nuestra primera actividad era una clase de fotografía con nuestra líder, Enric. Nos enseñó sobre el arte de la fotografía y nos mostró las estrategias cómo tomar fotos bellas, pero para mí sólo era un recuerdo del hecho que yo todavía no tenía mi cámara ni mi maleta. La clase duró tres horas y después, íbamos a un almuerzo con Claribel Alegría.
Me gusta palpar hojas
Más que libros
revistas
y periódicos
más que móviles labios
que repiten los libros,
las revistas,
los desastres,
me gusta palpar hojas
cubrirme el rostro de hojas
y sentir su frescura
ver el mundo
a través de su luz tamizada
a través de sus verdes
y escuchar mi silencio
que madura
y titila en mis labios
y se rompe en mi lengua
y escuchar a la tierra
que respira
y la tierra es mi cuerpo
y yo soy el cuerpo
de la tierra
Claribel.
Claribel Alegría es una poeta famosa en el mundo hispanohablante. Cada uno de ellos recibía una copia de sus libros de poesía. Aunque no tenía mucho tiempo, leía tres o cuatros de sus poemas en el libro mío y empezó a ser emocionante para conocerla. Su escritura habla sobre una vida llena con revolución política y una lucha constante por los derechos humanos. Ella usa su poesía como herramienta para el cambio social y esto es algo que me fascina mucho. La literatura es mi pasión y la idea que la palabra escrita puede tener tanto poder en el mundo que me inspira a escribir y leer más y más. La oportunidad para conocer una poeta que ha vivido una vida como Claribel fue un honor para mi.
Claribel es una mujer muy pequeña y mayor, pero su personalidad es el opuesto completamente. Ella está tan llena de energía y emoción que nuestro almuerzo fue fantástico. Ella hablaba con nosotros sobre el proceso escritura y toda de su vida también. Cada uno de nuestro grupo le preguntó sobre algo en particular. Cuando era mi turno, le pregunté sobre sus experiencias con Juan Ramón Jiminez, quien ganó el Premio Nobel de literatura. Ella estudió con él y me habló sobre su relación con él. Era muy interesante hablar con una escritora tan famosa quien ha tenido tantos impactos en el mundo real. Ella firmó mi libro de poesía y todos los libros de mis compañeros. También, tomó una foto de nuestro grupo con Claribel y después fue el tiempo para salir. Esta fue una experiencia que nunca me voy a olvidar.
El resto del día pasó normal. Cenamos en un restaurante en la ciudad con todo el grupo y con Enric y su familia. Como todas las comidas, este era una mezcla deliciosa de carne asada y arroz con frijoles. Después de la cena, regresamos al hotel para dormir y prepararnos para el día siguiente. Mañana, vamos al volcán y otros lugares importantes también.
Otra cosa importantísima... la linea aérea encontró mi equipaje...?gracias a Dios!
Domingo, 7 de marzo, 2010
Me despertó a las siete con el sol brillante, que en Nicaragua es mi rutina diaria que no puedo dejar. Pues, no me importa, prefiero disfrutar el sol y las mañanas bonitas en vez de pasar todo mi tiempo durmiendo. Desayunaba con Chad y Pierce en el café del restaurante y después me reunía con el grupo para salir al volcán.
Estaba muy emocionado por nuestro viaje al volcán. Recuerdo que antes de visitarlo, pensaba en los volcanes que he visto por tele, porque esos son mis únicas representaciones de cómo parece un volcán. En mi mente, había una imagen de una gran montaña cubierta en lava y envuelto de ríos del infierno. Aunque yo sabía que este volcán en particular no estaba devolviendo lava, esta era la foto en mi mente.
Nosotros llegamos al museo del volcán que visitamos antes de ir al volcán real. El museo tenía mucha información sobre la historia del volcán y todas las erupciones y sus efectos para la gente y la naturaleza. Era interesante, pero estaba listo para salir y ver el volcán. Cuando vi por primera vez el volcán, es seguro que estuve un poquito decepcionado. Aunque era una imagen fantástica, no era como la foto ridícula que estaba en mi mente. No había lava, no había ríos del infierno. Solo una montaña llena de humo sulfúrico. Sin embargo, después de mi desilusión inicial, el volcán era muy bonito y yo disfruté mucho nuestra ascensión de los escaleras que nos permitían ver todo el paisaje al fondo del volcán.
La siguiente parada fue el mercado de Masaya, donde nosotros teníamos nuestra primer contacto real con la gente nicaragüense. Por primera vez, me sentí como si fuera una parte de la cultura de Nicaragua y no sólo un turista de vacaciones. El mercado era gigante con mucha gente y más productos para comprar. Muchos de estos productos están hechos a mano por la gente del mercado. Compré un cajón de cuero para una botella de Flor de Caña (el mejor ron del mundo, y mi bebida preferida durante nuestro viaje), y también una bandera de Nicaragua. Regateaba con los dueños de cada tienda sobre el precio de bellezas que ellos habían hecho con sus manos y era aparente que, aunque estaba en un mercado tradicional y en una atmósfera típica de un nicaragüense, todavía era turista. Ellos me miraban como el 'otro', como la oportunidad para vender y ganar dinero conmigo. Mi piel blanca y mi español roto eran señas de que yo era turista y por eso, era aparente que los vendedores trataban de tomar ventaja de mí y de todo el grupo. No quiero decir que esto sea algo horrible, sino que es algo normal y algo que ocurre siempre. En el pasado, era el blanco con sus deseos de poder y colonización quien mira a Nicaragua o a otros países así como oportunidades para la conquista y ahora es lo opuesto. Entendí en esos momentos un fragmento de la inquietud de ser una mercancía en vez de una persona igual.
Terminamos nuestro día con una visita a la “Cárcel de los Coyotes,” que era una prisión que utilizaba el gobierno durante la dictadura de Somoza. Era increíble estar adentro de la cárcel donde todo era oscuro y ver lugares en donde sólo 30 años atrás había hombres torturados. Toda la experiencia fue muy espeluznante y poderosa. Sólo estaba en la prisión por diez minutos y sentía cómo la oscuridad iba a tragarme. No puedo imaginar pasar todo el día, cada día en esta cárcel, torturado por nada en muchos casos. La historia reciente de casi todos los países de América Latina es tan interesante y tan polémica, pero nadie sabe nada sobre el genocidio y maltrato humano que ocurrió hace sólo 30 o 40 años en algunos países. Todos saben sobre los problemas de Alemania en los 40 o de la historia de Europa, pero es evidente que la historia de América Latina o América del Sur no tiene la misma importancia en nuestro sistema de educación. A mí, esto parece una parodia.
Un tema sobre el que quiero hablar un poquito lo es que ocurrió con nuestro guía y líder Enric. Enric es de España y aunque parece amable, es aparente, con todo que me dijo profe, que él es la personificación de la mirada colonial. ノl parece como el hombre exagerado de los libros sobre la colonización y los europeos quien cree en la idea falsa que todo lo que es de Europa (España, en este caso) es mejor que todo lo que es de otro lugar. Enric tiene la creencia que la cultura de Nicaragua no es una cultura, sólo es un lugar pobre y salvaje. Como ya dije, he leído muchos libros sobre este sujeto, esta mirada colonial, pero no me di cuenta del hecho que en realidad todavía existe gente así en nuestro mundo moderno. Me hace sentir enfermo saber que estas ideas todavía son corrientes y es aparente que estas nunca va a desperecer completamente. Enric ya no van a ser nuestra guía y por eso estoy feliz. No quiero que un hombre así arruine mi viaje con su creencia de su superioridad. Nicaragua, como todos los países, tiene una cultura con su propia valor y su propia historia que tiene la misma importancia de España, Inglaterra o los EEUU y es abominable que Enric quiere enemistar nuestro grupo con sus ideas de colonialismo.

Lunes, 8 de marzo, 2010
El día empezó normal. Desayuné en el hotel y después empezó el viaje a Granada. Granada era una ciudad muy bonita con mucha historia y lugares interesantes. Muchos de ellos eran iglesias católicas, que a mí no me interesan mucho. Aunque puedo darme perfecta cuenta de que esos edificios son hermosas y su arquitectura es maravillosa, no tengo un sentimiento de fervor religioso y por eso, la experiencia de visitar una iglesia no es algo que me mueva de una manera metafísica. No quiero decir que no disfrutaba las iglesias o que ellas no son importantes porque esto no es la verdad. La religión es algo que forma parte de la cultura y las vidas de los nicaragüenses y por eso me interesa ver y aprender sobre todo.
Otra actividad que nosotros hicimos hoy era un viaje por bote a los 300 isletas que se formaron por causa de una erupción volcánica. Las isletas y toda la naturaleza de nuestro viaje por el bote pareció como un viaje al paraíso. Como cada día, el sol estaba brillante y el agua era completamente azul. Cada isleta tiene su propio estilo y tipo de vegetación. Una en particular tiene los mangos más deliciosas que he comido en toda mi vida. Otra isleta, la 'isleta de los monos' tenía dos monos que viven allá. Era fascinante verlos en su hábitat natural y tomar fotos de ellos.
Muchas de las isletas tenían carteles que dicen 'Se vende por...' y esto me hizo pensar en quien puede comprar estas isletas. A mí parece triste que estas isletas hermosas, estos lugares naturales que forman una parte tan grande de la naturaleza y la belleza de Nicaragua, sólo van a ser de los ricos, probable ricos que no son de Nicaragua pero de otro país. Estas isletas van a servir para una casa de vacaciones para algún hombre francés quien tiene un negocio exitoso en vez de para la gente que vive aquí.
Esta noche marcó el inicio de una amistad nueva entre Chad y yo con Francisco. Francisco era nuestra conductor de camioneta y un nicaragüense. A él le gustábamos mucho Chad y yo por una razón u otra y nosotros empezamos a pasar las noches bebiendo el ron Flor de caña y hablando juntos. Las noches con Francisco eran muy divertidas y me enseñaron mucho sobre su cultura y vida en Nicaragua. Para mí, este es el tipo de relación que querría tener en mi viaje. Francisco me enseñaba sobre su vida y yo le enseñaba a él sobre la mía. Me llama David Beckham (el jugador de fútbol quien Francisco piensa que yo me parezco) y Chad es Branjolina (no me pregunta) y juntos, somos 'Los tres mosqueteros borrachos' con el deseo de 'conquistar el mundo'. Ahora, gracias a Francisco y La Flor, estoy un poco borracho y tengo que dormir si quiero despertarme por la mañana.
Martes, 9 de marzo, 2010
Hoy visitamos la ciudad de León. Esta ciudad fue muy bonita con mucha historia e iglesias viejas. Lo que me interesa más es el mural que muestra la historia de Nicaragua. Es cierto que van a poner fotos de este mural en mi libro para que todos puedan verlas porque este mural era muy bonito e informativo también. Usa símbolos y metáforas con sus imágenes para contar toda la historia de Nicaragua y como se forma el país actual. La historia de Nicaragua es corriente en todas las ciudades, y no sólo con este mural. Casi cada pared sirve para un recuerdo de la Revolución Sandanista y la inquietud social reciente de este lugar. Las graffitis recientes muestran que la gente todavía piense en su revolución y su historia polémica. Para mí esto parece increíble que ellos tengan tanta historia reciente y es algo raro en comparación a los Estados Unidos, donde nuestra revolución más reciente fue más hace 200 años del pasado. Pienso que, para entender la cultura nicaragüense y toda su gente, se necesita entender este país, como tantos de la América Latina, todavía es un país a la búsqueda de su identidad. Este es el vestigio que ha dejado el colonialismo, una búsqueda de identidad en un mundo que los conquistadores trataban de formar con sus propias imágenes, sus propias culturas y ideas. Después que ellos salían de Nicaragua y el país estaba libre, existía una confusión de identidad e una crisis social que todavía existe hoy. ソCómo regresar a la cultura y a la identidad original antes de la conquista cuando los conquistadores han dejado tanto de su cultura aquí? La gente en estas situaciones existe en un lugar cruzado por un deseo por el pasado y la necesidad de ser moderno. A mí me fascina mucho esta idea y es algo que, en mi opinión, no cuenta mucho sobre la inquietud que existe en casi cada país que fue colonia europea. Incluye una cita del libro A Small Place por Jamaica Kincaid, que a mí me dice perfectamente el lugar en que estaban los países después de la colonización.
“But what I see is the millions of people, of whom I am just one, made orphans: no motherland, no fatherland, no gods, no mounds of earth for holy ground...and worst and most painful of all, no tongue”

Aunque el día en León fue muy divertido e interesante, la noche es sobre lo que necesito hablar más, porque era una noche que nunca voy a olvidar.
Esta noche, como casi cada noche, Chad y Francisco y yo pasábamos nuestro tiempo al lado de la piscina con nuestra Flor de Caña, hablando de nada y todo al mismo tiempo. Todo esto fue normal, pero después el resto del grupo se iba a sus dormitorios, Francisco y nosotros decidimos a salir a la ciudad. Ahora, es obvio que esta era una idea terrible, pero en el momento, no sé, parecía como una aventura. Creo que Chad y yo nos sentimos como los turistas del ómnibus a “La Siberia”. Sólo queríamos disfrutar de este lugar exótico y ver la ciudad en la noche con nuestro guía y compañero Francisco. Empezamos nuestro viaje con entusiasmo. Pensé que esta sería una aventura buena y que finalmente podía experimentar Nicaragua como nicaragüense. Estábamos en nuestro propio ómnibus con nuestro guía de nuestro lugar exótico y por eso estaba feliz porque estaba con Francisco. Pero, como los viajeros del ómnibus, la realidad de la situación era diferente de mis expectativas. No había mucho tiempo hasta que la figura del puma empezó a deslizarse en la noche peligrosa. Las calles estaban vacías de vida. Sólo podía ver las casas pobres y toda la pobreza de la ciudad y en estos momentos, me di cuenta del hecho que yo nunca podía entender este país totalmente, que aunque no querría serlo, era turista quien quiere disfrutar un lugar exótico y después regresar a mi hotel, a mi cama, a lo cómodo. Esta era para mí una opción, pero para la gente nicaragüense, esta no es una vacación, un descanso de la rutina diaria, es la rutina, vivir en la pobreza, luchar cada día para suministrar comida y ropa a sus familias.
Nuestro guía y amigo Francisco era uno de los que luchaban y vivían cada día en estas condiciones, y para él nosotros representábamos un descanso breve de esto, porque era nuestro amigo y podía disfrutar Nicaragua como si fuera turista también. Por eso, él nos quería mostrar una noche fantástica, y su idea de esta era diferente de la de nosotros. Nos llevaba a un burdel para que pudiéremos tener sexo con chicas nicaragüenses. Cuando se dio cuenta de esto por primera vez mi mente estaba llena de pensamientos de peligro y temor. “Francisco, no queremos hacerlo. No podemos hacerlo. ?Regresemos al hotel!”
Podía ver la cara de mi amigo Chad e imagino que lo mía era la misma. Era evidente que nuestro viaje exótico y divertido no era así. Como los viajeros de la Siberia, la realidad no era tan fantástica como el sueño. Para Francisco, un viaje a un burdel es una noche divertida en Nicaragua, es la realidad. Regresamos al hotel después de esto, pero no puedo quitar el sentimiento de horror y confusión que tuve en esos momentos. Quería ver lo exótico, y si lo vi, pero era otro tipo exótico que estaba listo para ver. Nunca estaré listo.
Miércoles, 10 de marzo, 2010
“Earn some money so that you could stay in this place (Antigua) where the sun always shines and where the climate is delicously hot and dry for the four to ten days you are going to be staying there: and since you are on your holiday, since you are a tourist, the thought of what it might be like for someone who had to live day in, day out in a place that sufferst constantly from drought, and so has to watch carefully every drop of fresh water used (while at the same time surrounded by a sea and an ocean) must never cross your mind”. Jamaica Kincaid

Este día fue nuestro día de relax. ヘbamos a Monte Limar, un complejo turístico de cinco estrellas en que todo estaba incluido. Aunque todo nuestro tiempo allá fue emocionante y divertido, no podía dejar mis pensamientos sobre la colonización y los efectos del capitalismo en el mundo. Todo el conjunto era bellísimo. Chad y yo pasábamos horas en la playa que parecía como una foto de un libro de viajes. El mar estaba azul, el sol estaba brillante. Era un paraíso real y disfruté mucho nuestra estadía allá. Pero lo que me interesaba mucho, y que pienso ahora, es la idea de que este complejo, este paraíso real, está guardado por hombres con armas. ソY para qué? Para estar seguros de que nadie pueda entrar sin pagar. Para estar seguro de que los que están en el lugar no necesitan ver la pobreza, la realidad de países como Nicaragua. El complejo sirve para una vacación para los ricos quienes piensan que están experimentando la vida caribeña. Sólo es una mentira. La mayoría de los nicaragüenses no tienen dinero suficiente para un lugar así y por eso ellos no pueden utilizar las mejores playas de su propio país. Ellos están restringidos en su patria para que los turistas puedan tener la experiencia 'real' de vivir en Nicaragua. La ironía de este sentimiento me enferma.
El sol está brillante en ese paraíso.
Tan brillante que se puede ver todo por millas y millas.
El mar, la arena, la belleza natural de este lugar exótico.
Pero aunque el sol está brillando sobre todo, una sombra grande se esconde en el fondo.
Una que nadie quiere mencionar.
Que ese paraíso real no es real.
Lo que es real son las barras y paredes que rodean este paraíso.
ソPero a quién se le quiere impedir al paso?
La verdad.
ソQuién está encerrado?
ソQuiénes son los prisioneros?
La ignorancia es la felicidad.
Aunque pienso ahora en estas ideas polémicas sobre los complejos turísticos, no puedo decir que mi tiempo en Monte Limar no fue divertido. De hecho, fue un día fabuloso. Durante la noche, Chad y yo entramos en una competición de hombres que se llamaba “Mr. Barceló”. Era una competición de baile y otras actividades muy divertidas y al fin, Chad fue el ganador y yo quedé segundo. Después de la competencia ocurrió algo mucho más interesante y emocionante para mí. Durante todo nuestro viaje, había una relación entre Alissa y yo, quien es mi amiga de clase que he conocido hace más que un año. Sólo somos amigos hasta nuestro viaje a Nicaragua, pero era evidente que había una atracción y nosotros pasábamos mucho tiempo juntos, coqueteando y simplemente hablando como amigos. Pues, esta noche Alissa y yo tuvimos una charla muy importante sobre “nosotros” y como sentía cada uno sobre el otro. Este pasó muy bien y era aparente que nosotros querríamos ser más que amigos. Después de nuestra charla, andábamos juntos a su habitación y antes de ella me dejaba, yo la abracé. Miré en sus ojos, sus ojos marrones y su sonrisa hermosa y decidí que este era el momento perfecto. Estaba en el paraíso, mirando a una princesa y no habría un momento mejor. Agarré suavemente su mentón y besé sus labios perfectos. Fue un momento perfecto y espero que sea el inicio de algo muy bonito. Estoy muy emocionado de hacer esta conexión romántica con Alissa, que a mí parece una chica perfecta con quien yo puedo tener algo muy especial. Pues... es la hora de descansar aunque no sé si los sueños pueden ser mejores que la realidad.
Jueves, 11 de marzo, 2010
No tengo mucho para decir sobre este día. Pasábamos nuestra día en el complejo hasta las tres cuando regresamos al otro hotel. Todos estábamos muy cansados y por eso comimos en el hotel y después todos regresamos a nuestras habitaciones. De hecho, quiero dormir ahora. Hasta mañana.

Viernes, 12 de marzo, 2010
Esto fue nuestro último día de actividades. Por la mañana, íbamos a una clase de cocina en el Restaurante Santa Lucía. Chad estaba enfermo y no podía acompañarnos a esta actividad pero todavía era muy divertido. A mí, me encanta cocinar y la oportunidad de aprender otro estilo y técnica de preparar comida resultó muy interesante. Cocinamos carne con chimi-churri, papas y verduras regionales. Yo cociné personalmente la carne y en mi opinión fue deliciosa. La salsa de chimi- churri es algo que no había probado antes y es muy rico y diferente. Quiero hacerlo cuando regrese a los Estados Unidos.
Después de la clase de cocina, fuimos a los ruinas antiguos de Nicaragua. Las Huellas de Acahualinca son huellas preservadas por la lava de una erupción volcánica. ?Los científicos piensan que esas huellas tienen más 2.000 años del pasado! Es increíble que visitemos un lugar que tiene pruebas visuales de la civilización antigua así. Nuestra guía nos explicó mucho sobre las huellas y nos mostró todas las señas y pistas que significan cómo andaban y viajaban la gente que vivían en este lugar en el pasado lejano. Aunque sólo son huellas en la tierra, su importancia en la historia de Nicaragua y la humanidad en general no se perdió para mi. Es fascinante que algo así todavía exista, gracias a la lava volcánica.
Nuestra cena hoy fue muy divertida. No sólo era comida, era una concierto también. Había una banda local que tocarán música por más que dos horas. Me gusta mucho la música que ellos tocaban pero también ellos contaban muchos bromas que yo no entendí. Es aparente, y era aparente que el humor es algo que no se traduce muy bien a través de las culturas diferentes. Aunque yo podía entender sus palabras, las mensajes estaban perdidos a mí y pasé toda la noche fuera de una broma íntima. A mí no molestaba, pero es interesante pensar en la idea del humor como un elemento cultural. Este era un recuerdo para mí que somos intrusos, extraños en este país y en esta cultura. Pero no de una manera negativa. No me sentía como un turista que mira a la gente nicaragüense como otro que es peor, sólo diferente. Y aunque no entendí sus bromas y referencias a su cultura, me sentía cómodo y bienvenido en este restaurante, rodeado por la gente diaria de Nicaragua, quien, como yo y mis amigos, sólo quería disfrutar la noche con la música, el vino y la amistad.
Sábado 11 y Domingo 12 de marzo, 2010
Pongo estos días juntos porque no hay mucho para contar. El sábado nos íbamos a otro mercado local, dónde compré una camiseta y otros regalos para mi familia, además, el sábado fue un día de paquear y prepararnos para nuestro vuelo a los Estados Unidos.
Me desperté a las 4 de la mañana del domingo para salir de Nicaragua. El cielo estaba negro y seco y me sentía triste de que nuestro viaje hubiera terminado. Dije adiós a Nicaragua y todo lo que he experimentando en mi tiempo allá.
Nuestro vuelo fue bueno y todos regresamos a nuestras casas individuales. Me sentía feliz de que tengo dos a tres amigos más al final de nuestro viaje de los que tuve antes y unos que estaban mucho más cerca.
Lunes, 19 de abril, 2010
Es la semana antes de que necesito entregar mi diario y terminar mi tiempo como estudiante de Grand Valley y me parece que es el tiempo para reflexionar un poquito sobre el viaje y la clase en general. El viaje fue una oportunidad increíble que ha cambiado mi vida. Ahora, tengo cuatro de mis mejores amigos que antes del viaje no tenían así. Chad y yo pasamos casi todo nuestro tiempo juntos y cuando no estoy con él, estoy con mi chica nueva Alissa, quien ahora es mi novia. Aprecio mucho estas relaciones y Nicaragua cumplió un gran papel en estas relaciones. También, el viaje a América Latina fue mi primer viaje a un país de esta región y era una experiencia que abrió mis ojos a un mundo diferente. La pobreza y toda la inquietud que existe en Nicaragua es algo que antes nunca he experimentado y es algo que nunca voy a olvidar. Sin embargo, no es sólo la pobreza y lo peligroso que me ha afectado. La belleza de todo el paisaje, la gente amable, y toda la historia fascinante dejó una marca en mi memoria. El viaje a Nicaragua, para la escuela, para Capstone, fue una experiencia que no se puede encontrar en un libro. Pues, sí se pueden encontrar en otros viajes en libros y vivir estos viajes a través de las palabras del narrador pero para hacerlo por si mismo es mucho mejor. Para vivir y ver la teoría en realidad y no sólo palabras en una página fue un viaje tan valioso que nunca puedo decir gracias bastantes veces. Aunque es probable que en el futuro no vaya a recordar exactamente el viaje de Guillermo Henry Hudson o del Ché, es cierto que nunca me voy a olvidar de mi propio viaje al otro país, al otro mundo entero y todas los recuerdos que vivimos juntos.
Bibliografía
Alegria, Claribel. Una vida en poemas. Managua: Hispamer, 2003. 200. Print.
Blankton, Casey. Narrating Self and the Other: A Historical Overview. (Introduction)
Butor, Michel. "Travel and Writing." University Press of Missippi (2001): 69-84. Print.
Kincaid, Jamiaca. A Small Place. New York: Farrar, Staus, and Giroux, 1988. 3-81. Print.
Pratt, Mary Louise. Imperial Eyes: Travel Writing and Transculturation. (Chapter 7)
Sepúlveda, Luis. Patagonia Express. Barcelona: Tusquets Editores, 1995. Print.
Siscar, Cristina. La Siberia. N.p.: Mondadori, 2003. Print.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada